Comparte esto con personas vulnerables, como adolescentes, adultos mayores o personas en altas necesidades económicas. Recuerda, el dinero fácil no existe sin un riesgo enorme al lado de él. Evita ser una víctima más.

Comparte Este Podcast