Cuando vas al cine, parte del gozo está en dejarte engañar… lo malo es cuando descubres el truco. La paradoja del cine es que miente para recrear la realidad, explica Dany Saadia. Y la clave está en los detalles.